Ponte en forma paso a paso subiendo las escaleras

Aumente su nivel de esfuerzo durante el ejercicio. Los entrenamientos en escaleras deben incorporarse a su rutina semanal para ayudarle a perder peso y aumentar su resistencia.

¿Se ha planteado alguna vez hacer ejercicio en las escaleras en lugar de en la cinta de correr? Si aún no lo ha hecho, actúe de inmediato. Subir escaleras proporciona una serie de beneficios para la salud, como la pérdida de peso, el acondicionamiento cardiovascular y el entrenamiento de la fuerza.

Divida su entrenamiento en numerosas y pequeñas actividades para mantenerse ocupado mientras hace ejercicio. Para aumentar la dificultad, determine cuántos pasos o repeticiones puede realizar en un tiempo determinado y esfuércese por batir su propio récord semanalmente. Además, considere la posibilidad de instituir una política de "decir no al ascensor" en toda la oficina. Merece la pena esforzarse por mantener la motivación y el disfrute mientras se persigue un peso y una imagen corporal saludables.

📋 Aquí podrás encontrar ⬇️

    Cómo obtener los mejores resultados al subir escaleras

    Ponte en forma paso a paso subiendo las escaleras

    Nivel principiante: comienza en tu zona para quemar grasa

    El ejercicio aeróbico, cuando se realiza de forma regular y constante, ayuda al cuerpo a convertir la grasa en energía. Mantener un entrenamiento de baja intensidad requiere un alto nivel de autocontrol (especialmente para mí, que siempre quiero acelerar). Utiliza un pulsómetro o simplemente evalúa tu intensidad en una escala del 1 al 10 para mantener un ritmo cardíaco entre 6 y 8 pulsaciones por minuto.

    Para empezar, basta con subir y bajar las escaleras a diario para establecer una rutina. El ejercicio de las escaleras es un excelente complemento de cualquier programa de entrenamiento, independientemente del poco tiempo del que disponga. Cuanto más ejercicio haga, mejor será su salud en general.

    Adaptar la velocidad de la marcha a sus necesidades puede ayudarle a mantener un rango óptimo de frecuencia cardíaca. Como resultado, tendrá que realizar un esfuerzo adicional y quemar más calorías.

    Nivel intermedio: desarrollar resistencia

    Los beneficios de correr cuesta arriba se han explorado anteriormente, así como la similitud entre correr cuesta arriba y subir escaleras en el sentido de que ambas actividades dependen de la cadena muscular posterior (glúteos, isquiotibiales y pantorrillas). El ejercicio en una elevación es significativamente más difícil que el ejercicio en una superficie plana. Esprintar en una pendiente pronunciada es una forma excelente de quemar calorías y ganar músculo.

    Para completar el ejercicio, dé un paso rápido hacia arriba seguido de una zancada lenta hacia abajo. Reduzca la velocidad y concéntrese en los movimientos que realiza al acercarse al suelo. La escalera es un lugar excelente para el entrenamiento por intervalos. Después de cada tres minutos de estiramiento, se debe realizar un período de descanso de 90 segundos. El número de series en un programa de entrenamiento de fuerza debe ser de entre cinco y ocho.

    Nivel avanzado: aumenta tu fuerza y coordinación

    Los principiantes y los intermedios deben ser precavidos con este ejercicio extenuante en las escaleras. Durante unos minutos, suba dos tramos de escaleras a la vez para aumentar su resistencia. Este enfoque se utiliza con frecuencia en los programas de entrenamiento deportivo debido a su naturaleza creativa. Tanto si lo haces con una pierna como con las dos, requiere una gran cantidad de equilibrio, concentración y coordinación.

    Antes de volver a la posición inicial, realice diez saltos de altura o saltos de paso.

    Debido a la intensidad de este ejercicio, trata de mantenerlo en no más de 20 minutos cada vez. Las flexiones al final del entrenamiento mejorarán la fuerza y la resistencia de la parte superior del cuerpo.